Datos personales

Mi foto
Amante de la cocina y del buen comer, básicamente autodidacta, que al ver las barbaridades que hacían sus amigas en la cocina decidió "rescatarlas" con este blog.

lunes, 17 de enero de 2011

La Menara: Migas extremeñas

Desde que hago "fogones", cada vez que piso un bar, un restaurante o la casa de algunos amigos, me dedico a hacerle fotos a todo lo que como, por aquello de tener siempre ideas en la recámara, y a pedir recetas a todo el mundo. La gente se me queda mirando como diciendo "¿qué estará haciendo la friki esta?" cuando muy seria me pongo a hacer fotos de un revuelto de ajetes con jamón. Esto mismo me pasó en "La Menara", donde Encarna, cada vez que nos servía la mesa, y me pillaba haciendo las fotos, se partía de risa diciendo "¡pero mírala, otra vez sacándole fotos a la comida!". Al final, Encarna, me dio todas las recetas que le pedí, y esta semana os las traigo aquí.

Road Story en el sur de Badajoz

Arrancamos desde Sevilla para La Parra, provincia de Badajoz. La Parra, la verdad, no nos engañemos, no es precisamente París, por eso cuando llegamos a casa rural "La Menara" (http://www.casalamenara.com/) nos sorprendió encontrar este hotel con encanto, donde a diferencia de las casas rurales donde te dan la llave y tú te las apañas, allí tienes a una persona que se encarga absolutamente de todo. "Encarna queremos desayunar a las diez", y a las diez en punto, Encarna te tiene un desayuno de reyes. Y lo mejor, es que cuando vuelves de por ahí, tu habitación está perfectamente limpia y recogida, cosa que normalmente no ocurre en las casas rurales convencionales. Pero lo que realmente nos encantó, es que si quieres también te hacen la comida. La Menara tiene unos menús de restaurante a precios de tasca, este concretamente, fue el que nos pusieron el primer día que estuvimos allí:

- Surtido de croquetas de matanza (chorizo, morcilla y jamón).
- Migas extremeñas.
- Gatinado de queso de cabra con cebolla y manzana caramelizada.
- Revuelto de bacalao a la dorada.
- Coulant de chocolate.

Estoy salivando como Homer....aaaaah! Ahora os pongo unas fotos del menú, pero primero, os doy la receta de las "Migas extremeñas" que son muy fáciles, que me enrollo y no paro...

Ingredientes
- 2 ó 3 ajos.
- 1 Pimiento rojo y 1 verde
- Chorizo, unos 150 gramos, de estos chorizos enteros.
- Panceta o bacon ahumado, otros 150 gramos.
- Pimentón dulce.
- Pan del día anterior, como medio kilo.
- Agua, 3 ó 4 vasos.
- Aceite y sal.

Primero se corta el pan en rodajas finas y se humedecen con agua con sal. Esto es conveniente hacerlo el día anterior. Se corta el chorizo en rodajas finitas y la panceta o bacon. Se fríen juntos la panceta y el chorizo hasta que tomen color. Se ponen las dos cosas en un papel absorbente. En el mismo aceite se ponen los ajos sin pelar y los pimientos cortados a tiras, se sofríen, y acto seguido se incorpora el pan, y con la espumadera se va desmigando, se pone la sal y el pimientón dulce. A los cinco mintuos le añadimos el bacon o panceta y el chorizo, se remueve para que el pan coja el saborcito, y se va trabajando todo hasta que coja la forma de las migas, debe quedar tal que así:


No os podéis imaginar lo buenísmo que estaba, pero bueno, bueno. Os dejo más fotos del resto del menú. Aquí van las croquetitas variadas de jamón, morcilla y chorizo. Yo nunca había probado las de morcilla, impresionante...


Aquí tenéis el gratinado de queso con la cebolla carameliza, una auténtica delicia...


¿Qué me decís del revuelto de bacalao?




Y de postre... coulant de chocolate, no hay más que verlo, buenísimo también.



Pues sí, La Parra no es París, pero salvando las distancias, dudo mucho que hubiéramos comido mejor en un bistrot de Saint Germain. Mañana os seguiré hablando de este mini viaje y de todas las cosas que fuimos comiendo, porque la verdad es que se convirtió en una ruta gastronómica por Extremadura. Espero que no os importe que comparta esto con vosotros, pero si estáis aquí es porque os gusta comer, y si os gusta comer es que os gusta la vida y disfrutar de las cosas que nos da, comer, viajar, curiosear, charlar, reír, ¡vivir!. ¡Hasta mañana!

4 comentarios:

Minerva dijo...

¡Qué maravilla!Esta claro que no hace falta ir a sitios glamourosos para comer bien..

Libertad dijo...

¿Cómo habéis encontrado este sitio tan bueno??? Menudo descubrimiento... estoy deseando poder subirme a La Parra. :-)

Ya sé que el chiste es fácil, pero yo no me lo pierdo.

Asterionella dijo...

Veo que ya hemos terminado la dieta ¿no?

Fogones Facilones dijo...

Como dice Arguiñano, hay que comer un poco de todo, y un mucho de nada: un poquito de migas, un poquito de croquetas, un poquito de revuelto...