Datos personales

Mi foto
Amante de la cocina y del buen comer, básicamente autodidacta, que al ver las barbaridades que hacían sus amigas en la cocina decidió "rescatarlas" con este blog.

martes, 4 de enero de 2011

Ensalada de pollo y aguacate

Hoy os traigo una receta que lo vais a flipar. Una riquísima ensalada de pollo y aguacate, a la cual yo llamo "Ensalada San Miguel" porque donde va triunfa. Para niños y mayores, ni mi abuela se resiste cuando la hago, en fin, que es una receta que cada vez que la hago la gente siempre me pide la receta y yo hoy la comparto con vosotros, porque además es un invento de hace muchos años producto de tener en la nevera sólo pollo y aguacate, y alguna cosilla más, y mira por donde, salió esto que de verdad está buenísimo, os animo a hacerla y no la "vendo" más porque me estoy poniendo pesada.

Ingredientes
- Medio kilo de pechuga de pollo.
- Dos aguacates maduros.
- 1 cebolla.
- 1 limón.
- Sal.
- Aceite.
- Pimienta.
- Para decorar: 1 tomate.
- Opcional: un huevo duro,  maíz y/o puerro (ya os explico).



Esta vez se me ha olvidado poner la pimienta...

Preparación
Se coge las pechugas de pollo y se ponen en agua hirviendo con sal durante unos 10-15 minutos. Lo vais viendo, la idea es que queden blanditas para que se puedan desmenuzar facilmente después. Las escurrís, le ponéis agua fría y las desmenuzáis, cuidado con quemaros.... Tienen que quedar lo más desmenuzadas posible, más o menos como se ve en la foto. Si ves que te cuesta, pues ayúdate con unas tijeras de cocina (no cojas las de la costura...). Y reservas el pollo en su plato hasta que yo te diga.

Partimos los aguacates por la mitad y con ayuda de una cuchara le sacamos toda la pulpa (todo lo verde), con cuidadito si no queréis tener las uñas llenas de aguacate todo el día y que os miren raro, que a mí más de una vez me ha pasado...


Y ahora con un tenedor os ponéis a machacar el aguacate. El truco es acordaros de alguien que os caiga mal o que os deba dinero. Quedará fino, fino, que es lo que necesitamos.



Tiene que quedar una cosa así:


Después picamos la cebolla finita, finita y se la icorporamos al aguacate:



Lo machacamos todo junto y le echamos el pollo desmenuzado que teníamos reservado.


Y ahora viene el punto importante para que la ensalada salga bien: le echamos un chorreón de aceite, como el doble de lo que se le suele echar a una ensalda normal; la sal, la pimienta y el zumo del limón (yo a veces se lo echo directamente apretándolo, otras veces me pongo profesional y lo exprimo en plan zumo, quitándole las pepitas, esto sería lo suyo...).



Y os ponéis a machacarlo todo (acordaros del tío que os debe dinero), de tal manera que quede como una especie de pasta pegada a la ensaladera, más o menos así:



Probad a ver si está bien de sabor, tiene que quedar como una especie de guacamole con pollo pero más suavita. En función de los gustos echadle +/- sal, pimienta, limón o aceite hasta que os sepa bien. Por último, se ponen unas rodajas de tomate encima para decorarlo. Yo le suelo poner huevo duro en rodajas y puerro, pero hoy sólo le he puesto el tomate y unos granitos de maíz. Poned un poquito de sal encima de los tomates y chorrito (aquí poco) de aceite. ¡Y listo! Buenísimo, fácil, barato, y es la típica cosa que si tenéis invitados o tenéis que llevar algo de comer a alguna reunión, os aseguro que triunfaréis. ¡Hasta mañana!



5 comentarios:

Ernesto dijo...

Un plato sencillo y muy rico.

Consuelo dijo...

me meo, me parto...vamos nunca mejor dicho, pa comérsela!! pero a la gourmet cocinera, vamo!! Yo esta la hago ya mismito...Ro agrégame a facebook y a to lo que pilles que yo ya me he hecho seguidora de tu blog...tu incondicional Sirenita!muua

Macarena dijo...

Yo he probado esta ensalada hecha por Rocío y la verdad es que está para morirse.....

Fogones Facilones dijo...

Gracias Maca, a ver cuando nos juntamos y la hago otra vez, o bueno, si tú quieres te puedes estrenar! jeje

Fogones Facilones dijo...

Gracias Consuelo! me alegra que te guste!